La dignidad de la resistencia. Artieda sigue viva.

La dignidad de la resistencia. Artieda sigue viva.

Nacho Escartín. La enredadera de Radio Topo

http://laenredadera.noblezabaturra.org/

Nadie que no haya visto en directo el dantesco espectáculo de un pueblo emergiendo de las aguas al cabo de los años, podrá saber jamás cuánta desolación esconden en su fondo los pantanos.

Nadie que ahí no tenga sus recuerdos, sus raíces ni su casa será capaz de imaginar cuanto dolor quedó enterrado para siempre en estos cementerios que se pudren en silencio bajo el agua”

Julio Llamazares

Este humilde texto pretende sumarse a la digna lucha de las gentes de Artieda. No solo de las que allí viven, sino de todas las que de una y otra forma, nos sentimos parte de su resistencia. También quiero recordar, de manera resumida, algunas de las razones por las que las gentes de Artieda defienden su pueblo y su territorio. Por qué es de justicia frenar el recrecimiento de Yesa y aportar una miqueta de cordura en la vertebración social de Aragón.

El Boletín Oficial del Estado (español) publicó el pasado sábado la declaración de impacto ambiental que abre la vía para el recrecimiento del embalse de Yesa sobre el río Aragón, Navarra y Zaragoza. Marisancho Menjón da buena cuenta de ello en su recomendabilísimo blog: http://www.zaragozame.com/inde/2010/08/18/yesa-todavia/

Tradicionalmente, el mes de agosto ha sido la época para sacar adelante polémicos proyectos, tratando de dar la espalda a la población sin que la opinión pública reaccione. Se cree que en agosto no consultamos los medios de comunicación. Craso error. De un tiempo a esta parte, la situación laboral, social y política, al igual que el uso cada vez mayor de medios de contrainformación y redes sociales, hace que la información se mueva, se comparta, rule de boca en boca.

Así, la Asociación Río Aragón contra el recrecimiento de Yesa ha anunciado una concentración para el próximo domingo.: http://www.kaosenlared.net/noticia/artieda-no-rebla-yesa-no-concentracion-este-domingo que se está difundiendo masivamente. Mientras, decenas de aragoneses siguen marchando hacia Bruselas, extendiendo la dignidad y la solidaridad, en este caso cual marea naranja, ya cerca de las tierras francesas: http://marchahaciabruselas.blogia.com/. En agosto, algunos no paran.

Al igual que los marchantes contra la reforma laboral y por los derechos sociales, las buenas gentes de Artieda han sucedido durante estos años de resistencia innumerables acciones para defender la supervivencia en su pueblo. No han sido pocas las personas y ocasiones en que nos hemos encontrado, frente a la sede de la Confederación Hidrológica del Ebro en Zaragoza, ante el Ministerio de Medio Ambiente en Madrid o en las preciosas calles de Artieda. Adrián, joven vecino del pueblo, nos lo recuerda mucho mejor en este valioso reportaje: http://artieda2010.files.wordpress.com/2010/07/reportaje.pdf

Sería imposible citar aquí a todos los colectivos que han mostrado su apoyo a la lucha de las vecinas de Artieda, cada una desde su sensibilidad. En Artieda yo he visto a australianos, franceses, andaluces, canarios, catalanes, madrileños e innumerables personas de todo Aragón acompañando a los artiedanos en sus fiestas, sus manifestaciones, sus actos, sus festivales.

¿Qué razones se esgrimen para oponerse a este proyecto?

De forma muy esquemática, quiero recordar algunas razones, que reflejan distintos puntos de vista en la oposición al recrecimiento del pantano de Yesa:

  • La defensa de los pueblos aragoneses, de las personas que en ellos viven y la vertebración del territorio aragonés. Si Yesa se recrece, Sigüés estará condenado a vivir con un muro de protección de medio metro de longitud, mientras que a Artieda y Mianos les quedaría un oscuro futuro. Evidentemente, habría una penosa repercusión en todo el territorio de alrededor, como los valles de Ansó y Echo, así como el aislamiento de la zona (Nota: He corregido este párrafo porque tenía un error. Con la cota 521 sí que se inundaba Sigüés, pero ahora no plantean triplicar Yesa, sino duplicarlo, es decir, la cota 511. Un horror similar. Gracias a Marisancho).
  • Hay alternativas. Si lo que se quiere es regar, se puede, pero de otra manera. ¿Os acordáis de lo de la “Nueva Cultura del Agua”? Entre otras, Perico Arrojo ya detallaba opciones menos agresivas como la construcción de pequeños embalses laterales en el propio sistema de riegos de las Bardenas: http://www.yesano.com/entrada.htm

¿Por qué, pese a tantísima oposición social, siguen queriendo imponer el recrecimiento de Yesa?

No voy a entrar en “el politiqueo” de pasillo y servilismo. De eso que hablen otros, que saben mucho más que yo. Sin duda hay mucho interés detrás de Yesa. En las Bardenas y en el seno de algunos partidos políticos, comunidades de regantes, sindicatos agrarios y corporaciones empresariales.

Las gentes de Artieda han demostrado que quieren seguir viviendo allí, en su pueblo. Donde sus yayos, sus madres y sus amigos.

Ningún interés electoral, lucrativo o desarrollista debería pasar por encima de la resistencia de este pueblo y de sus gentes, de las que nos sentimos parte muchos aragoneses. Aquí, un recuerdo a las más de 1500 gentes de Tiermás, Ruesta o Escó que, como tantas otras, fueron obligadas a abandonar sus pueblos para construir Yesa. Luchemos para que esta pesadilla no vuelva a fastidiar nuestros sueños.

Desde aquí, os animo a no reblar, seguimos unidas y luchando, por Artieda no pasarán.

You may also like...

2 Responses

  1. Gracias Nacho por tu apoyo, siempre da fuerzas ver que hay gente sensible e implicada como tu. Un río de saludos.

  2. laenredadera dice:

    Gracias a vosotros, unidos, somos muchos. Sabemos que Yesa no lo harán, y seguiremos hasta que nos den la razón.

    Mientras, hay que resistir. Como ya lo hacéis. Nunca reblar.

Deja un comentario